«Chris the Swiss» ganadora del Premio de la Crítica en el Atlàntida Film Fest 2019

El jurado de la crítica del Atlàntida Film Fest, integrado por Hector Llanos, Cloe Masotta y Francesc Vilallonga, ha otorgado el Premio de la Crítica a Chris the Swiss, de Anja Kofmel, así como una mención especial a Blind Spot, de Tuva Novotny.

Chris the Swiss (Anja Kofmel)

Cuando el género documental abraza sin complejos la subjetividad y los códigos estéticos de la ficción, produce grandezas como Chris the Swiss. Formada en el campo de la animación, Anja Kofmel debuta en el largometraje para saldar asuntos pendientes con su pasado y con el cine. La cinta, extensión de un cortometraje de 2009 titulado Chrigi, es un acertado ejercicio de memoria personal y colectiva que sumerge al espectador en una de las dolorosas heridas de la Europa reciente, el conflicto y la guerra de los Balcanes. A partir de un dispositivo autobiográfico, el recuerdo de la muerte de su primo (Chris Wütenberg), un reportero de guerra suizo fallecido en extrañas circunstancias en las guerras yugoslavas, Kofmel inicia una investigación sobre el suceso para tratar de averiguar quién fue ese familiar algo enigmático y en cierto modo idealizado, al mismo tiempo que nos desvela algunos detalles del conflicto armado nada presentes en el relato oficial. Sin duda, había mucho más que contar que en los 9 minutos de duración de aquel cortometraje estrenado hace diez años.

El documental se estructura a través de una acertada apuesta por la mezcla de géneros y formatos,  desde el recurso a la animación al uso de materiales de archivo y las entrevistas a diversos testimonios y protagonistas de la trama. Las secuencias animadas corresponden al relato interior y las fantasías de la directora; a su interpretación de quién fue “Chris el suizo”, pero también son un recurso para narrar la historia de los Balcanes; la voz en off de la directora acompaña estos fragmentos que se engarzan con las citadas entrevistas y material de archivo de una gran riqueza, compuesto de fotografías, fragmentos filmados del conflicto armado o los diarios personales del reportero de guerra.

El documental muestra con honestidad su naturaleza subjetiva y lanza varias reflexiones sobre este capítulo de la Historia de Europa. Lo hace sin obsesionarse con encontrar o imponer una respuesta única a las cuestiones que van surgiendo a lo largo de la investigación. Al mismo tiempo, es un alegato por la tolerancia y la aceptación de la diversidad, pues lo contrario es la fuente de muchos conflictos armados.

También destaca en la película el homenaje que rinde a una profesión como es la de corresponsal de guerra, llena de implicación personal y política.

 

Blind Spot (Tuva Novotny)

Premio a la mejor actriz en el Festival de San Sebastián 2018 para su protagonista Pia Tjelta y ahora Mención Especial del Jurado del Atlántida Film Fest 2019, Blind Spot es un auténtico tour de force cinematográfico y actoral diseñado en un único plano secuencia. Siguiendo el modelo de otros ejemplos del cine reciente comoVictoria o Utoya, 22 de julio, la directora y actriz sueca Tuva Novotny utiliza el plano secuencia para generar un efecto inmersivo en el espectador, que vive en tiempo real el proceso narrativo que cuenta la película, desde la aparente y cotidiana tranquilidad de su primera parte hasta que un hecho inesperado e inexplicable convierte la película en un dramático torbellino emocional.

El principal mérito de Tuva Novotny es no limitar el impacto de su película al arriesgado virtuosismo formal con el que construye su obra, sino trascender el propio artefacto cinematográfico para ponerlo al servicio de una historia en la que confluyen grandes temas contemporáneos como la incomunicación, los problemas de la adolescencia o las fracturas sociales y familiares. En este sentido, la elección del plano secuencia no es arbitraria sino que se configura como un elemento fundamental para convertir la historia que nos cuenta su directora en un potente ejercicio de estilo cinematográfico que es a su vez un reto para el propio espectador. Magníficamente interpretada por un completísimo elenco de actores, Blind Spot es una muestra perfecta del dinamismo del cine nórdico, capaz de hacer propuestas al límite en el aspecto formal pero sin perder de vista el potencial del cine para poner de manifiesto y reflexionar sobre las grandes cuestiones de la sociedad contemporánea.

Hector Llanos, Cloe Masotta y Francesc Vilallonga